Crisis climática

La crisis climática, junto con la pérdida de biodiversidad, es el mayor desafío al que se enfrenta nuestro mundo. En este momento, el aumento de las temperaturas medias globales está teniendo un efecto profundo en nuestro clima y esos efectos serán más severos en los próximos años. Ahora es nuestra oportunidad de actuar y prevenir más cambios climáticos. Si queremos mantener el aumento de la temperatura global por debajo de 1,5 grados centígrados en comparación con los niveles preindustriales, las emisiones de gases de efecto invernadero provocadas por el hombre deben reducirse en al menos un 50 % para 2030, según el IPCC.

En esta página, resumimos qué es la crisis climática, qué la está causando y qué puede hacer usted para ayudar a prevenirla.

¿Qué es el cambio climático?

El clima es naturalmente variable. Esta variabilidad es normal y se debe a muchos factores que interactúan entre sí, como los cambios en las corrientes oceánicas, la actividad volcánica, la radiación solar, los grandes eventos climáticos como El Niño, la fuerza del Monzón Índico, etc. El cambio climático, por tanto, es un cambio significativo y duradero en la distribución estadística de los patrones climáticos. Esto puede suceder durante un período que va desde décadas hasta millones de años. Estos podrían ser cambios en las condiciones climáticas promedio, como la fecha promedio en que comienza la temporada de lluvias en los trópicos, o podrían ser cambios en la frecuencia de eventos climáticos extremos como inundaciones, sequías y tormentas. Los cambios en los patrones orbitales del sol, llamados ciclos de Milankovitch, son el impulsor más importante del cambio climático durante un período de miles a millones de años. Han sido la principal fuerza impulsora detrás de los últimos cuatro ciclos de edades de hielo y períodos más cálidos intermedios. Sin embargo, el clima de la tierra ha cambiado significativamente en los últimos 150 años y es extremadamente importante que entendamos qué está causando el cambio en un período de tiempo tan corto.

Durante el siglo pasado, el clima se ha estado calentando a escala global. Muchos estudios han demostrado de manera concluyente que las temperaturas medias globales han aumentado desde mediados del siglo XX. A esto se le llama popularmente calentamiento global y el consenso científico es que está siendo causado por las actividades humanas, principalmente por la emisión de CO2 a la atmósfera a través de la quema de combustibles fósiles.

Se ha encontrado evidencia de que el cambio climático es antropogénico. El histórico informe especial del IPCC sobre el calentamiento global de 1,5 ºC, publicado en octubre de 2018, mostraba que las actividades humanas ya han tenido un impacto importante en las temperaturas globales y que las temperaturas continúan aumentando: “Se estima que las actividades humanas han causado aproximadamente 1,0 °C del calentamiento global por encima de los niveles preindustriales, con un rango probable de 0,8 °C a 1,2 °C. Es probable que el calentamiento global alcance los 1,5 °C entre 2030 y 2052 si continúa aumentando al ritmo actual (nivel de confianza alto)”. Aunque un aumento de temperatura de 1,5 grados centígrados no parece mucho, el informe del IPCC muestra que esto tendrá graves consecuencias.

Puede ver los cambios en la temperatura durante el siglo pasado a través de imágenes de la NASA, como se ve a continuación:

Las temperaturas en la Tierra son soportables debido a un proceso natural llamado efecto invernadero. Cuando la radiación del sol llega a nuestra atmósfera, una parte se refleja de vuelta al espacio, mientras que otra parte atraviesa y es absorbida por la Tierra. Esto hace que la superficie de la Tierra se caliente. El calor de la Tierra se irradia hacia el exterior y es absorbido por los gases presentes en la atmósfera terrestre. Estos son los llamados “gases de efecto invernadero”. Estos gases evitan que el calor vuelva a desaparecer en el espacio y mantienen la Tierra a una temperatura media de unos +15 °C en lugar de -18 °C.

Durante el último siglo, los seres humanos han estado emitiendo más gases de efecto invernadero a la atmósfera, aumentando el efecto invernadero. Muchos de estos gases provienen de la quema de combustibles fósiles en fábricas, automóviles y aviones o de la agricultura. El dióxido de carbono es el gas más responsable del calentamiento, principalmente porque es muy abundante. Otros gases de efecto invernadero incluyen metano, óxido nitroso, CFC, HCFC y bromuro de metilo. La pérdida de bosques y humedales, que de otro modo almacenarían CO2, también exacerba el efecto de calentamiento. Cada día se talan aproximadamente 80 000 acres de selva tropical, principalmente para la industria maderera o para despejar espacio para la agricultura.

El cambio climático está alterando nuestro medio ambiente, economía, salud y comunidades de diversas maneras. Los científicos advierten que si no hacemos cambios sustanciales para mantener el aumento de la temperatura global por debajo de 1,5 °C, los resultados serán desastrosos. El informe especial del IPCC sobre el calentamiento global de 1,5 °C se encargó con la intención de establecer una comprensión científica de cuáles son las consecuencias de un escenario de calentamiento global de 1,5 °C y de escenarios de temperaturas más altas.

Aquí te resumimos algunos de ellos:

Consecuencias

Aumento del nivel del mar debido a la expansión del agua a temperaturas más cálidas y al derretimiento de los glaciares.

Mayor intensidad y frecuencia de fenómenos meteorológicos extremos como huracanes, inundaciones, sequías y tormentas.

  • Aumento de la escasez de agua en algunas áreas que conduce a la desertificación y la disminución del rendimiento de los cultivos. Esto también podría alimentar las tensiones regionales existentes, lo que exacerbaría la probabilidad de conflicto.
  • Temporadas menos fiables y predecibles, lo que dificulta la planificación a largo plazo y aumenta la probabilidad de malas cosechas y escasez de alimentos.
  • La acidificación de los océanos disminuye los rendimientos de la industria pesquera y destruye los arrecifes de coral.
  • Pérdida de hábitat debido al cambio climático más rápido de lo que las especies pueden adaptarse. Esto conducirá a la pérdida de importantes especies, biodiversidad y ecosistemas importantes.
  • Cambios en el rango geográfico de las especies.
  • Aumento de enfermedades, particularmente malaria y dengue, ya que los mosquitos pueden sobrevivir en latitudes y altitudes más altas.

Solía ​​pensarse que luchar contra el cambio climático requeriría un costo financiero enorme, lo que puede explicar por qué muchos países y personas se mostraron reacios a hacer algo. Ese ya no se considera el caso, ya que el impacto económico del cambio climático será enorme. El cambio climático es una situación en la que todos pierden.

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s